domingo, 15 de marzo de 2015


El logro de buenos resultados debe ser prioridad número uno de todo estudiante. Aquí les traigo diez consejos para obtener un buen rendimiento académico.

1. No basta con ser inteligente.

Hay personas bastante inteligentes que apenas necesitan estudiar, así como otras para quienes estudiar no es lo suyo. Sin embargo lo normal es tener una inteligencia media y por lo tanto los buenos resultados solo se obtienen con una motivación adecuada que facilite el esfuerzo de estudiar. Sin voluntad de estudiar, no hay nada que hacer... y los motivos que se tengan para estudiar son decisivos.


2. Encuentre un motivo para estudiar.

Aunque hay muchísimas otras cosas que son más divertidas, estudiar es un deber inaplazable. En los años escolares nos estamos jugando el futuro pues en esta corta época decidimos lo que vamos a ser el resto de la vida.

Se debe tener un motivo para estudiar. Y ese motivo ha de salir de uno mismo. Los premios y los castigos pueden ser eficaces, pero a la larga no son lo decisivo.

con

deja

3. Adopte su propia técnica de estudio
De algunas personas se dice: "este chico no sabe estudiar". Hay maneras de aprender a hacerlo, muchos libros, páginas web, la ayuda de un profesor, de los padres. Pero en el fondo, todo es sentido común. A estudiar se aprende estudiando y cada quien verá cuáles son los sistemas que le van mejor.


4. Siéntase cómodo y concéntrese.-
Para estudiar eficientemente se necesita un lugar de estudio tranquilo, donde todo esté a mano, con una silla cómoda y luz suficiente. No se engañe, con música no se puede estudiar: puede dibujar o copiar, pero no memorizar ni concentrarse. No se levante a cada momento y persevere sentado al menos 45 minutos. Luego descanse 5 a 10 para poder continuar.


5. Horario y planeación.-
También se debe tener un horario. No tiene por qué ser rígido, ha de ser flexible pero lo normal en secundaria es que se gaste entre media hora y una hora para hacer las tareas y tres cuartos o una hora para estudiar. Si entre lunes y viernes no ha dedicado 10 a 12 horas de estudio, el fin de semana hay que recuperar. Deje, si puede, para el fin de semana las tareas que le lleven más tiempo: Una lámina de dibujo, un trabajo para una asignatura. Es una lástima que pase el tiempo haciendo como que está estudiando cuando su cabeza está muy lejos. No sueñe despierto. Aproveche el tiempo y luego, podrá hacer muchas otras actividades.

ser

de

6. Aprovechar las clases ahorra tiempo.-
Es una tontería perder el tiempo en clase. Si aprovecha ese rato, tendrá mucho adelantado. Si, por alguna razón, le dejan tiempo libre de estudio, adelante tareas. 
Puede que el profesor siga el libro: en ese caso tome notas de lo que dice, de aquello en lo que insiste. Si da apuntes, siga atento y tome nota en todo lo que pueda, con sentido común. Subraye aquello que repita, pues es lo que considera básico.

con

deja


7. Memorizar pero entendiendo el contenido.-
En la mayoría de las asignaturas hay que memorizar los contenidos de las lecciones. No intente aprenderse algo que no entiende; por eso es tan importante lo del punto anterior.

Cada persona tiene su propio sistema para fijar en la memoria las lecciones: leerlo en voz alta, repasarlo varias veces e intentar repetirlo sin mirar el texto... lo importante es que tenga en cuenta que no se sabes un tema si no es capaz de explicarlo. Y es muy conveniente que estudie cada día lo explicado en clase. Es mejor aprender un texto corto que enfrentarse a un montón de páginas cuando lleguen las épocas de evaluaciones.

mediocre

estos

8. Los exámenes: comience por lo más fácil.-
“Ya estudiaré cuando llegue el examen”… Este es un enorme error. Si estudia cada día, cuando llegue el momento del examen sólo tiene que repasar conocimientos ya adquiridos, recordar lo que ya se sabe. Si lo deja todo para el final, acabará con la cabeza llena de fórmulas, definiciones, fechas, etc. un caos.

Los exámenes son de distintos tipos: hay que preparar cada uno de modo diferente. Auto examinarse da buen resultado. 
Duerma bien la noche anterior al examen y ni se le ocurra tomar ninguna pastilla - lo pagará muy caro -. Así evitará el nerviosismo y el cansancio. Lea detenidamente las preguntas antes de lanzarse a responder. Si es posible, responda primero las preguntas más fáciles y deje para el final las que no se sabe bien. Esto es especialmente importante en problemas de matemáticas, física, traducciones... Muchas veces se gasta todo el tiempo de que se dispone en hacer un problema y se deja el resto en blanco. 
Antes de entregar el examen revise cuidadosamente las respuestas. No se precipite en entregarlo: use todo el tiempo de que disponga.

¿Eres malo estudiando?

consejos

9. Ayudas para resolver problemas.-
Aunque es difícil dar una regla común, en matemáticas, física y química muchas pruebas incluyen problemas: a partir de unos datos tiene que hallar otros, mediante una fórmula o varias.

En primer lugar elija la fórmula adecuada, luego sustituya las variables por los valores que le den (¡Las unidades!) y le quedarán una o varias incógnitas para despejar. Hágalo con sumo cuidado: es muy probable que pidan los resultados exactos, y no bastará con que la solución esté bien planteada.

ser

de

10. Y lo más importante.-
Esfuércese al máximo dentro de sus capacidades, el único secreto del éxito académico es no dejarse desanimar ante las adversidades que se presentan dentro del mundo escolar y universitario.

con


FUENTE: http://www.taringa.net/posts/ciencia-educacion/13591635/Eres-malo-estudiando.html

Preguntas Para Examen_supletorio Marzo2015 Mnaval by joffrey71

domingo, 15 de febrero de 2015

CONSEJOS PRÁCTICOS...






15 Consejos para el Día del Examen


Consejo #1

Madruga para tener tiempo de sobra para desayunar y prepararte tranquilamente.


Consejo #2

Revisa la hora y lugar del examen para asegurarte de que no has confundido el día/hora/lugar.


Consejo #3

Toma un desayuno equilibrado y no comas nada arriesgado.


Consejo #4

Antes de salir de casa asegúrate de que llevas todo lo que necesitas. Carnet de identidad, lápices, bolígrafos, mapa para llegar al lugar del examen, etc.


Consejo #5

Dirígete al lugar del examen con suficiente tiempo. Pueden suceder muchas cosas inesperadas por el camino y ¡no querrás llegar tarde!


Consejo #6

Si tienes gente alrededor que está en estado de pánico, evítalos. ¡No te están haciendo ningún favor!


Consejo #7

Ve al baño antes de que empiece el examen. Algunos exámenes pueden durar bastante y es mejorar no desaprovechar el tiempo yendo durante el examen.


Consejo #8
Recuerda escribir tu nombre en la hoja de respuestas. No puedes imaginarte cuánta gente olvida hacerlo…


Consejo #9
Lee todas las preguntas cuidadosamente antes de empezar a responder y decide cuánto tiempo dedicarás a cada una.

Consejo #10

Empieza a contestar por las preguntas que te resulten más fáciles. No es necesario que sigas el orden en el que están planteadas.


Consejo #11

Si sientes que tu cerebro se ha quedado paralizado, empieza a escribir cualquier cosa y verás cómo empiezas a recordar.


Consejo #12

No dediques más tiempo del previsto a cada pregunta y deja cualquiera que no tengas clara hasta el final.


Consejo #13

No temas preguntar al examinador si tienes alguna duda sobre alguna de las preguntas.


Consejo #14

Aprovecha cada minuto del examen y si te sobra tiempo, repasa tus respuestas antes de entregar el examen.


Consejo #15

Mantén la calma. Has hecho los deberes y ¡no tienes nada que temer!



Fuente: https://www.examtime.com/es/blog/que-hacer-el-dia-del-examen-15-consejos/